Cirujano plástico Marbella (Málaga)
Madrid: 915 540 924 · Marbella: 952 850 468
Whatsapp: 629 982 565

Cirujano Plástico » Home Blog

Cuándo hacer un lifting facial

lifting-facial

Con el paso del tiempo, los seres humanos van perdiendo elasticidad, masa muscular y flexibilidad, lo cual deja huellas que se revelan en la epidermis. Ante estos casos, la medicina estética presenta la ritidectomía o lifting facial como una de las soluciones efectivas, porque se trata de una intervención quirúrgica que permite estirar la piel del rostro y retirar los excesos de tejidos, con el objetivo de lograr una apariencia más joven.

Los pacientes que se someten a este procedimiento suelen complementarlo con otras operaciones como el lifting de cuello, estiramiento de frente, operación de párpados, levantamiento de cejas e implante de mentón. De esta manera, logran un aspecto rejuvenecido que ayuda a mejorar la autoestima considerablemente.

Ahora bien, este tipo de cambios tiene que ser realizado por un especialista en el área, que tenga las certificaciones necesarias para ejercer. Como profesional de la cirugía plástica tiene que determinar si la persona interesada en la ritidectomía, cumple con los requisitos básicos para someterse a este tratamiento.

Pero ¿cuál es el perfil del candidato ideal para un lifting facial? A continuación, se presentan los puntos a considerar:

  • La piel del paciente tiene que ser flexible para que sea menos propensa a riesgos, sea fácil de tensar y sane rápido.
  • Las personas que poseen rasgos definidos tienen mayores oportunidades de hacerse estos cambios en la cara.
  • Es fundamental que los tejidos faciales estén flácidos, porque es lo que se utilizará para llevar a cabo el estiramiento.
  • No tener dificultades para cicatrizar.
  • No puede fumar.

Es importante aclarar que las expectativas que se mantengan deben ser reales en todo momento. Seguramente, quiere lucir tan joven como hace algunos años, pero si el cirujano plástico recomienda hacer solo ciertas modificaciones que mejoren solo el 50% de su estado actual, hay que confiar en ello y no arriesgar la salud por ganar belleza.

Por otro lado, hay que destacar que la edad no es un factor limitante en este caso, aunque es normal que se lleve a cabo en individuos con edades comprendidas entre los 40 y 70 años. Bajo este contexto, lo que sí afectará de manera directa es el estado físico en el que se encuentre, antes de la intervención.

Recuperación tras un lifting facial

Luego de este tratamiento, es natural que sienta molestias producto de la inflamación y se observen hematomas, que irán desapareciendo con los días. Esto suele tardar algunas semanas, pero dependerá de las capacidades de cada organismo para recuperarse.

Volver a tener el ritmo de vida de antes puede llevar un par de semanas y, poco a poco, sentirá la fuerza para realizar las actividades que siempre ha hecho. En este momento, no podrá utilizar maquillaje, ni darse un baño en piscinas o playas, ni hacer uso de saunas o baños de vapor, ni practicar ningún deporte, etc. El “elixir de la eterna juventud” es factible con la cirugía plástica, pero se debe buscar el experto indicado para obtener los resultados que desee, bien sea con un lifting facial o con cualquier otro tratamiento de estética.

« Anterior
Siguiente »

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *