Cirujano plástico Marbella (Málaga)
Madrid: 915 540 924 · Marbella: 952 850 468
Whatsapp: 629 982 565

Cirujano Plástico » Home Blog

Diferencia entre rinoplastia abierta y cerrada

Diferencia entre rinoplastia abierta y cerrada

La cirugía de nariz o rinoplastia distingue entre la técnica de cirugía abierta o cerrada, cuya principal diferencia es el modo de acceso del cirujano al interior de la nariz.

En la rinoplastia abierta el acceso se realiza mediante una pequeña incisión en la base de la nariz, que permite levantar la piel. Sin embargo, en la rinoplastia cerrada, el cirujano trabaja a través de las fosas nasales, sin realizar incisiones pero con una menor visibilidad.

Resulta complicado afirmar que una técnica es mejor que otra, ya que por una lado la abierta tiene la ventaja de permitir al cirujano una completa visualización lo que mejora su precisión, pero la cerrada ofrece la ventaja de no dejar cicatrices visibles. Dependiendo del caso y sobre todo de la complejidad del mismo, se recomendará una técnica u otra.

En líneas generales sí se puede afirmar que la rinoplastia cerrada está indicada para casos no muy complejos, y la rinoplastia abierta para casos con deformaciones notables o segundas intervenciones.

Rinoplastia abierta

Recomendada en casos que requieran una gran precisión, ya que el cirujano va a tener un mejor acceso a los tejidos y al área de trabajo, como por ejemplo aquellos en los que haya que modificar la punta de la nariz.

También cuando se quiera retirar un caballete prominente, para poder colocar injertos espaciadores si fueran necesarios.

En definitiva, en casos complejos o para corregir deformaciones derivadas de una operación anterior, la cirugía abierta es la más indicada.

Rinoplastia cerrada

Con la ventaja de no dejar cicatrices visibles, la rinoplastia cerrada se recomienda en casos en los que el cambio a realizar no sea muy importante, o para deformaciones mínimas en las que no es necesaria una intervención muy compleja. Otra de las ventajas que ofrece es que el tiempo De recuperación es susceptiblemente menor.

También llamada rinoplastia endonasal, es la solución perfecta para casos en los que haya que estrechar ligeramente la nariz o limar un poco el caballete, siempre que no se requiera un trabajo muy complejo en la punta.

Igualmente se recomienda una rinoplastia cerrada para retocar o refinar anteriores trabajos de rinoplastia con resultados no el todo satisfactorios, siempre que sean retoques mínimos o simplemente corregir pequeñas imperfecciones.

Será el cirujano plástico el que determine qué tipo de intervención y técnica es la más conveniente en cada caso, tras analizarlo y definir las necesidades y expectativas del mismo.

 

« Anterior
Siguiente »

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *