Cirujano plástico Marbella (Málaga)
Madrid: 915 540 924 · Marbella: 952 850 468
Whatsapp: 629 982 565

Cirujano Plástico » Home Blog

Cómo frenar el envejecimiento del cuello: lifting y liposucción de papada

Cómo frenar el envejecimiento del cuello: lifting y liposucción de papada

El cuello es una parte del cuerpo cuyo envejecimiento es visible de forma evidente y, en más de una ocasión, de forma prematura. Con el paso del tiempo, la piel de esta zona puede quedar flácida o acumular grasa. Tanto el lifting de cuello como la liposucción de papada, o una combinación de ambas cirugías, pueden solucionar este problema.

Un signo inequívoco de envejecimiento será tanto la flacidez en la zona bajo el mentón (la papada) como la acumulación de grasa en este lugar. Las causas son variadas. Por un lado, con el paso del tiempo, la piel pierde densidad y empieza a estar colgante. Además, al ser el cuello una zona especialmente expuesta al sol, la aparición de arrugas es común. El movimiento contínuo que realizamos del cuello contribuye por otro lado a que aparezcan líneas de envejecimiento. Por todos estos motivos, con los años, la piel del cuello termina teniendo un aspecto menos estético. Las personas que detecten este problema en su estética pueden optar por buscar una solución en la cirugía.

Existen dos tipos de cirugía que pueden frenar el envejecimiento del cuello. En primer lugar, mediante el lifting de cuello se conseguirá mejorar la estética. Esta intervención facilita la retirada de la piel flácida de la zona bajo la barbilla, la recuperación en la tensión de los músculos, y la eliminación de parte de la grasa retenida. Se trata de una operación que aproximadamente dura una hora y media tras la cual el paciente podrá llevar una vida normal pasada una semana o 10 días.

No obstante, si el componente graso en la papada es alto, lo mejor será optar por la liposucción de papada. Este procedimiento, que dura aproximadamente 40 minutos, elimina la papada al absorber la grasa que se ha acumulado en la zona. El proceso postoperatorio apenas es molesto y el paciente podrá recuperar una apariencia normal a partir de la primera semana tras la intervención.

Al ir acumulando grasa bajo el mentón, la piel del cuello se ve forzada a estirarse. De este modo, al eliminar la grasa de esta zona, podría quedar una piel destensada y flácida. Por este motivo, para cumplir las expectativas estéticas del paciente, el cirujano a menudo optará por una combinación entre ambas cirugías. La unión de liposucción y lifting en una única intervención conseguirá un resultado excelente y un rejuvenecimiento completo de la estética del cuello.

« Anterior
Siguiente »

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *